Operaciones médicas a larga distancia

Los avances tecno-científicos han sido notables en todos los campos en los que se ha desarrollado, pero el impacto que han tenido en la medicina es de los más notables.

Es muy cierto que la medicina no estaría en al nivel en el que está hoy si no fuese por la tecnología, que ha sido capaz de mejorar cada uno de los procedimientos realizados, ha permitido que se profundice en las investigaciones acerca del cuerpo humano, y también ha abierto el camino para que nuevas prácticas sean efectuadas.

Una de las más impresionantes son las operaciones médicas a larga distancia, o telecirugías, como también se les conoce. Estas han cambiado la forma de ver las cirugías y han facilitado la intervención de los profesionales para hacerse cargo de procedimientos sin tener que estar en el propio lugar geográfico.

¿Qué son las operaciones médicas a larga distancia?

Justo como su nombre lo indica, las operaciones médicas a larga distancia son procedimientos quirúrgicos que se realizan en un centro de atención médica sin la necesidad de que el doctor con los conocimientos necesarios para ejecutarlos se encuentre in situ.

Esto puede parece algo muy innovador, pero la verdad es que una de las primeras noticias médicas con las que el siglo XXI comenzó fue con la primera telecirugía siendo realizada 6.230 kilómetros de distancia, estando el cirujano en Nueva York y la paciente en Estrasburgo (puedes leer más acerca de este acontecimiento haciendo clic aquí).

Ahora, gracias a la evolución de la tecno-ciencia, los métodos para realizar operaciones médicas a larga distancia se han desarrollado de una manera más amplia, habiendo mejores equipos, dispositivos más capacitados, y también es posible la práctica de una manera más abierta y aceptada.

Operaciones médicas a larga distancia

Medicina a distancia en la actualidad

El mundo ha evolucionado a tal punto en el que muchas de las actividades cotidianas se hacen online. Esto ha abierto nuevas posibilidades y ha permitido la creación de nuevas conexiones.

Las operaciones médicas a larga distancia no son el único ejemplo de esto, donde una persona con los conocimientos necesarios para atender el procedimiento quirúrgico de algún paciente no tiene que estar presente en la sala de operaciones.

Esto también se puede aplicar para la enseñanza de la medicina, o para las consultas médicas. Existen muchos casos de médicos especializados en un área que han tenido que viajar a otras locaciones para tratar de salvar la vida de una persona; y con la medicina a distancia mediante el uso de la tecnología, esto puede hacerse con el uso del internet y un grupo de doctores que sigan las ordenes del especialista. De hecho, lo que se espera es que este sea el futuro de la medicina.

Robótica en la medicina

Sin los robots, o sin las maquinas operadas de una manera remota, las operaciones médicas a larga distancia no serían posibles. Confiar la vida de una persona a un robot únicamente, sin supervisión médica, no es algo ético; los robots en la medicina siguen las instrucciones específicas de un médico experto.

El uso de robots en las operaciones médicas a larga distancia no solo asegura la precisión a la hora de realizar los procedimientos quirúrgicos, sino que también beneficia a los pacientes de una mejor manera.

Uno de los beneficios es el tiempo de realización de las telecirugías. Generalmente, los procesos automatizados de los robots que realizan operaciones médicas a larga distancia toman menos tiempo en comparación con la duración que toman estas operaciones de manera presencial. Otro de los beneficios es la reducción de los errores humanos, que si bien cae dentro del beneficio de la precisión, pero vale la pena tomarlo en cuenta como un beneficio propio.

El futuro de está formando en la actualidad, y la tecnología implementada en la medicina promete salvar más vidas a largo plazo de una manera más cómoda y segura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: